lunes, 23 de marzo de 2015

Los Chemtrails y la geoingeniería representan un atentado contra toda la humanidad

¿La geoingeniería, es entonces la "guerra climática" o "control climático", las fumigaciones químicas (chemtrails), el proyecto HAARP, representan una guerra? Estos no son los conflictos entre los diferentes países, sino una verdadera agresión a toda la humanidad. Un ataque provocado por un poder (o Elite) en general contra la Tierra y todos sus habitantes.
Es muy fuerte el tema, ya que nos afecta a todos y todavía desconocemos todos los síntomas o problemas que todo esto puede ocasionarnos en unos años.


¿La guerra climática es una guerra?

Básicamente, hay dos conclusiones que denotan una comprensión inexacta sobre la geoingeniería ilegal:

• la idea de que las operaciones están dirigidas fundamentalmente al "gobierno" , como parte de los esfuerzos para estabilizar el clima de la Tierra; 
• la opinión de que son los conflictos en curso entre varios estados, las hostilidades que impliquen el uso de armas meteorológicos y geofísicos.

La interpretación de las estelas químicas puramente climáticas, y así caer en una justificación de la geoingeniería.
Excusas, como el calentamiento global o la reducción de emisiones CO2,..etc... da la justificación de utilizar y gestionar la radiación.
Meteoritos, cambios climáticos y atmosféricos son maniobras perfectas para sitiar el cielo sin más explicación y son el resultado de una acción destructiva deliberada. ¿Realmente les interesamos a las élites?




Por ejemplo, el hielo polar en este de los EE.UU., a diferencia de la terrible sequía durante gran parte de la región central y la costa oeste no es la repercusión de las acciones fuera de control, sino una situación creada ad hoc, en un marco estratégico del bienestar económico bien pensado e ideado.


Algunos investigadores creen que los desastres como: huracanes, terremotos artificiales destrucción inducida de cosechas, sequías ... son el resultado de una guerra que las superpotencias entre sí, por lo que la sequía en California podrían ser causados ​​por los rusos y la disolución en Siberia sería la represalia de los Estados Unidos en contra de su enemigo tradicional.




Ahora, sin excluir a los enfrentamientos entre los distintos estados y recordando que, en las últimas décadas, los ataques a menudo se desatan por un país contra otro, hay que reconocer que hoy en día la geoingeniería es ilegal y esta coordinada y gestionada por los poderes supranacionales, mediante la "aviación civil" que no conoce fronteras. La mayoría de estados no conocen los detalles de las operaciones, y están sujetos a los dictados de un equipo "globalista", que estos,  a su vez están controlados por otras personas anónimas, cuyos poderes son casi ilimitados, por tanto, la soberanía nacional no tiene ningún control.



Por ello, ¿la "guerra climática", es una guerra? No es un conflicto entre los diferentes países, más bien un ataque provocado por una potencia mundial contra la Tierra y todos sus habitantes.

Victor para Anunnakis
Opinión

0 comentarios:

Publicar un comentario